¿Cómo se construye tu proyecto?



Es temprano por la mañana, te levantas y preparas un café para iniciar tu día y es mientras observas en tu móvil publicaciones sobre comida, remodelaciones y artículos para el hogar que piensas “creo que si tuviera una cocina más equipada me prepararía algo más elaborado” . Entonces miras en redes sociales una de nuestras publicaciones y decides venir a nuestro Showroom e interactúas con una de nuestras cocinas, en ese momento es cuando decides hacer mejoras en tu cocina. Así comienzan nuestros proyectos, con la finalidad de dar solución a nuestros clientes, adaptándonos a sus necesidades brindando opciones que se ajusten a su presupuesto.



Primero realizamos un diagnóstico de los requerimientos; consideramos el espacio, el mobiliario, los accesorios y el estilo que el cliente busca en su cocina para que pueda sentir la comodidad y desempeño de su nueva adquisición.

Después pasamos la información al equipo de diseño, que se encargaran de buscar las opciones que mejor se ajusten a los requerimientos del cliente, dando forma a la idea preliminar y colocando los elementos necesarios para que la propuesta sea la más acertada posible.


El diseño pasa por una serie de revisiones para comprobar que las medidas sean correctas y que los materiales propuestos sean los adecuados, esto es importante porque hasta este punto aún podemos hacer cambios y ajustes previos a la etapa de producción.


Una vez terminado el diseño y su aprobación, comenzamos el proceso cotización que será formalizado y presentado al cliente para su análisis y posterior decisión para continuar con el siguiente paso.

Una vez que ha sido aprobado el proyecto comenzamos la etapa de producción donde nuestro equipo de carpinteros, herreros y melamineros darán forma al diseño.En esta etapa se realizan diversas actividades simultáneas para hacer más eficiente el proceso de corte y armado de cada sección dentro de la cocina. Esta parte del proceso es muy delicada, los materiales son trabajados con mucho cuidado para que puedan conservar sus propiedades físicas y estéticas.


Cuando la cocina ya ha sido terminada de cortar y segmentar cada elemento necesario pasamos a la etapa de embarque para su posterior envío hacia el lugar en donde será ensamblado el proyecto.

Ya en la locación, el equipo de montaje se encarga de acomodar cada elemento de la cocina para su posterior ensamble, poniendo especial atención en el cuidado tanto de la cocina nueva como de cada elemento que vaya a ser parte de ella. Se realizan inspecciones durante el proceso de ajuste y ensamble de cada elemento hasta poder dar por terminada la colocación total de la cocina.


Después de haber sido aprobada la instalación de la cocina pasamos a inspeccionar el funcionamiento de cada elemento, colocamos los detalles, revisamos que las cubiertas no tengan imperfecciones o desgastes ocasionados durante el montaje de las piezas, ajustamos los elementos mecánicos y herrajes para poder verificar que su funcionamiento es el adecuado, y una vez que se termina y aprueba la inspección procedemos a realizar la entrega del proyecto al cliente.


¿Y qué pasa después? Eso lo tendrás que descubrir cuando adquieras tu cocina nueva con nosotros, solo podemos decir que estamos seguros de que sacaras el mayor provecho de tu cocina y disfrutaras al máximo de tu nueva adquisición.


25 visualizaciones0 comentarios